Aquí podréis asistir al diario de nuestras salidas fotográficas. Y como un diario se escribe. Generalmente versan sobre naturaleza, pues es nuestra mayor pasión. Flora y fauna, en la medida que nos permitan sus integrantes fotografiarlas serán incluidas para acompañar al texto. Tampoco desdeñamos monumentos, u otras posibilidades fotográficas con las que podamos encontrarnos. Esperamos que sea de vuestro agrado.

Pinchando en las imágenes se pueden ver más grandes.

viernes, 20 de agosto de 2010

¡Por fin! rumbo a la Toscana. 2ª parte.

12/07.
En la 1ª parte habíamos terminado haciendo noche en Lucca, después de ver la final del Mundial.

Tenemos la intención de levantarnos al tocar el despertador, es decir, a las 7, pero a las 6.30 ya vienen trabajadores de la obra que está en construcción, lo que da a entender que entran a trabajar a las 7. Así que nos levantamos y dejamos el aparcamiento libre. Aparcamos luego junto a la muralla (la ciudad  vieja está en todo el perímetro amurallada, con varias puertas de entrada) y, a las 7 cruzamos la muralla para salir justo detrás de la catedral de San Martín. Allí mismo vemos nuestra primera corneja cenicienta.

Una de las varias puertas de entrada a la ciudad vieja. Lucca. Toscana.

Catedral de San Martín. Lucca. Toscana.

 
El rosario de calles hace que casi nos perdamos; pero damos con bastante de lo que pretendíamos ver.

Iglesia de San Michele en Foro. Lucca. Toscana.

Iglesia de Santa María de Forisportam. Lucca. Toscana.

Iglesia de Santa María de Forisportam. Lucca. Toscana.

Sobre las 9 salimos de la ciudad vieja, para desayunar allí mismo en el aparcamiento.
Luego seguimos ruta por la SS-435, y poco antes de Pescia salimos de la carretera un rato a fotografiar unas casas notables, hay cientos de criaderos de plantas de todo tipo, todo muy bien señalizado como se puede ver en la foto :-).

Señal indicadora; para el buen tiempo se supone, si llueve...

Casa entre palmeras.

Seguimos hacia Pistoia, y damos un paseo por el pueblo, para hacer algunas fotos, aunque la luz no es la mejor.

Baptisterio en la plaza de la catedral. Pistoia. Toscana.

Detalle de la catedral. Pistoia. Toscana.

Campanario. Pistoia. Toscana.

Al medio día salimos hacia Crato. Poco antes vemos un gran pino en un polígono industrial, y salimos para comer bajo su sombra. Pensábamos visitar Crato, (e ir mañana  a Florencia) a pocos kms de donde estamos, pero como es temprano y estamos tan cerca de Florencia, quizás por la impaciencia de llegar a un lugar tan esperado, decidimos salir para allí tras un breve reposo.
Sobre las 16 horas llegamos a Florencia, y un poco por el Tom Tom, y otro poco por la suerte, nos lleva a la calle Giorgio La Pira, junto a la plaza de San Marco, que está a dos pasos del Duomo.
Por la Calle Ricasoli, (en una acera vemos nuestros primeros gorriones italianos) que está en línea con la de Giorgio L. Pira, ya divisamos el Duomo y el Campanario. Después sólo es caminar boquiabiertos con lo que vamos encontrando continuamente. En la Plaza del Duomo, éste y el Baptisterio, un poco más allá, en la plaza  de la Signoria, el palacio Vecchio, con varias muestras (réplicas) escultóricas a sus puertas, y la fuente de Neptuno. Después la galería de Uffizi, y al salir de ella, el río Arno, con el puente Vecchio a la derecha.

Duomo y Campanario desde la via Ricasoli. Florencia. Toscana.

Baptisterio, Duomo y Campanario. Florencia. Toscana.

Cúpula del Duomo y Campanario. Florencia. Toscana.

Iglesia de Orsanmichele. Florencia. Toscana.

Palacio Vecchio en la Plaza de la Signoria. Florencia. Toscana.

El David de Miguel Ángel, réplica junto al Palacio Vecchio. Florencia. Toscana.

Fuente de Neptuno en la Plaza de la Signoria. Florencia. Toscana.

Patio de entrada al Palacio Vecchio. Florencia. Toscana.

Galería de Uffici. Florencia. Toscana.

Puente Vecchio. Florencia. Toscana.

Río Arno desde el puente Vecchio. Florencia. Toscana.

Llegamos exhaustos de nuevo al furgón, sobre todo por el calor. Salimos rumbo a Siena. Enfrente del parque de Boboli, en la Plaza de San Michelangiolo paramos un momento para que baje Colasina a hacer una panorámica haciendo varias fotos para el efecto, hay tantos vehículos que Wili se queda al volante. Pena que la luz esté tan lateral por la hora y la orientación.

 
Florencia desde la Piazzale Michelangiolo.

Por la autovía SR-2 estamos ya en dirección a Siena, que dista solamente 70 kms. A unos 40 kms de Siena,  junto a la salida a Tavarnelle vemos un par de autocaravanas en un aparcamiento de unas fábricas y salimos para dormir allí, hace un calor que no aplaca ni abriendo todo lo que se puede abrir del furgón, pero a la postre esta noche sería la primera en que refrescará durante la misma. En el aparcamiento vemos 2 machos de gorrión italiano.

Cerca de Tavarnelle. Toscana.

13/07.
A las 7 nos levantamos y desayunamos para salir a continuación para Siena.  Aparcamos en la via Garibaldi, junto al parque, y vamos rumbo a la Plaza del Campo entre medievales y angostas calles llenas ya de transeúntes. Si Florencia es magnífica, Siena, a pesar de ser mucho menor no le va a la zaga, quizás te sientes más en el Medievo aquí. La Plaza del Campo está llena de vencejos surcando el cielo, y no paran de entrar en los edificios. Decenas de palomas acuden a beber y bañarse en la fuente de Gaia.

 
Plaza del Campo. Siena. Toscana.

Fuenta Gaia con la Colasina. Siena. Toscana.

Torre del Mangia, Plaza del Campo. Siena. Toscana.

Duomo y Campanario. Siena. Toscana.

Plaza de San Giovanni. Siena. Toscana.

Patio. Siena. Toscana.

Plaza de Postierla. Siena. Toscana.

Iglesia de Santo Domingo. Siena. Toscana.

Ventana. Siena. Toscana.

No sabemos si el letrero de prohibición es para el interior o, también para el exterior de la tienda, y si el de las gafas vigila que se cumpla :-). Siena. Toscana.

Después de la mañana tan intensa que llevamos, partimos a eso de las 12 en dirección a Arezzo. Paramos a comer a la sombra de unos árboles en el pueblo de Marciano della Chiana.

Marciano della Chiana. Provincia de Arezzo. Toscana.

Luego continuamos por Arezzo, hasta Sansepolcro, donde encontramos un hipermercado nuevo, y entramos a comprar avituallamiento. Es curioso que en lo que llevamos recorrido en Italia, apenas si vimos una decena  de hipermercados.
Continuamos por la autovía E-45, y poco después paramos en una entrada de descanso a beber y fotografiar el bonito pueblo que se divisa desde la misma; Pieve Santo Stefano. 

Pieve Santo Stefano. Provincia de Arezzo. Toscana.

Hace un rato que la carretera viene ascendiendo entre bosques frondosos. Se va acentuando la subida hasta el Passo de Bagno de Romagna. Vemos bastantes cornejas cenicientas.

Passo de Bagno di Romana. Emilia-Romagna.

Iniciamos un  vertiginoso descenso, además con la autovía en obras, lo que hace la conducción un poco molesta. Acabadas las obras, y el descenso, la autovía nos lleva a Ravenna entre campos interminable de girasoles y cereal.

Cercanías de Revenna. Emilia-Romagna.

Hacemos la circunvalación de Revenna para ya en la S-309 dirigirnos hacia Venecia. Unos 40 kms antes nos metemos al pueblo de Logosanto para quedarnos a dormir.

14/07.
A las 7 salimos hacia Venecia. Unos 30 kms antes salimos a desayunar y asearnos. Llegamos a las 10 al aparcamiento de autocaravanas y autocares de Tronchetto, en el puerto. Preparamos el equipo justo en la mochila pequeña y vamos a por los billetes para el Vaporetto, (servicio de transporte público acuático de Venecia), a la oficina, que está muy cerca de la salida del parking, y ésta, a corta distancia el muelle de embarque. Estamos en el muelle entre ansiosos y nerviosos, y a los pocos minutos embarcamos en el "autobús" acuático, que va lleno hasta los topes. Durante el trayecto ya se ven algunas cosas interesantes.

Sta María della Visitacione, junto al muelle. Venecia. Véneto.

Santa María della Salutte. Venecia. Véneto. 

Sat María della Salute, San Marcos, y Palacio Ducale. Venecia. Véneto.

Tras 20 minutos llegamos al embarcadero S.Zaccaria, que está a dos pasos de San Marcos. A partir de aquí, caminar entre multitud de gentes, callejas medievales y edificios que no dejan de sorprenderte es la tónica, y en los innumerables canales, como no, decenas de góndolas, que no acierta uno a comprender, como son capaces de sortearse en algunos lugares sin abordarse.

Canal con góndolas. Venecia. Veneto.

Canal con góndolas. Venecia. Veneto.

Basílica San Giorgio Maggiore, frente a San Marcos. Venecia. Veneto.

San Marcos. Campanario, Basílica de San Marco, y Palacio Ducale. Venecia. Veneto.

Basílica de San Marco. Venecia. Veneto.

Detalles. Basílica de San Marco. Venecia. Veneto.

Detalles. Basílica de San Marco. Venecia. Veneto.

Detalles. Basílica de San Marco. Venecia. Veneto.

Colasina en una de las innumerables callejas. Venecia. Veneto.

Una de las identidades de Venecia; las máscaras. Venecia. Veneto.

Puente del Rialto vista E. Venecia. Veneto.

Wili y Puente del Rialto vista W. Venecia. Veneto.

Canal desde puente del Rialto E. Venecia. Veneto.

Canal desde puente del Rialto W. Venecia. Veneto.

Puente de la Fava. Venecia. Veneto.

Venecia. Veneto.

Era raro ver góndolas atracadas. Venecia. Veneto.

Colasina entre flores. Venecia. Veneto.

Campanario. Venecia. Veneto.

En un pequeño parque junto a San Marcos, había varios gorriones italianos, éste se dejo fotografiar. Venecia. Veneto.

A media tarde, exhaustos por el calor y el callejeo, cogemos el vaporetto para volver a por el cámper.
Partimos hacia Padua, y continuamos por la S-47 a Bassano del Grappa, donde quedamos a dormir junto a un parque muy tranquilo en la parte baja de la ciudad. 

15/07.
Nos levantamos como siempre y salimos a buscar el motivo de nuestra venida a Bassano; el puente Degli Alpini, sobre el río Brenta. Lamentablemente la luz buena hubiese sido ayer al atardecer, pero con lo cansados que estábamos no lo buscamos, así que se hace lo que se puede.

Puente degli Alpini. Bassano del Grappa. Vicenza. Veneto.

Puente degli Alpini. Bassano del Grappa. Vicenza. Veneto.

Entrada puente degli Alpini. Bassano del Grappa. Vicenza. Veneto.

Salimos hacia Vicenza por la P-248. Continuamos hacia Verona por la SR-11, donde llegamos sobre las 10. Encontramos cerca del casco antiguo un aparcamiento junto al río Adije. Como siempre es zona de pago, y usamos, el máximo permitido: 2 horas. Así que tenemos que ir rápido a ver lo máximo posible en ese tiempo. Al menos el color aún no es excesivo.

 
Puerta de Borsari, siglo I. Verona. Véneto.

Castelvecchio. Verona. Véneto.

Pegado a Castelvecchio está el arco de Gavi. Verona. Véneto.

Verona. Véneto.

Fuente de la Madonna Verona, Plaza Erbe. Verona. Véneto.

Plaza Erbe. Verona. Véneto.

Es curioso como esta ciudad es de fama mundial gracias a la historia ficticia de Romeo y Julieta, de William Shaskespeare, que en su primera versión se desarrollaba en Siena. Quien cambió Siena por Verona fue Luigi da Porto, en su obra, La Historia nuevamente relatada de dos nobles amantes.
La casa de Julieta es visitada por tanta gente que era casi imposible entrar al patio donde un balcón de piedra recuerda el pasaje más famoso de la obra, y a sus pies una estatua de Julieta, que según cuentan, para tener  suerte en el amor hay que poner una mano sobre el pecho de Julieta, lo que queda reflejado en el desgaste que sufre la estatua en esa zona.

La entrada a la casa de Julieta está llena de escritos de amor que depositan continuamente visitantes en las paredes. En el patio, círculo de arriba el balcón, círculo de debajo la estatua de Julieta. Verona. Véneto.

Estatua de Julieta. Verona. Véneto.

Ya con el tiempo del parking agotado con creces llegamos al cámper. Nos ponemos a comer allí mismo, pues un gran árbol nos da sombra, a esta hora ya aprieta el calor.
Partimos después de comer por la SR-11, y nos dirigimos al lago de Garda, que dista 30 kms de Verona. Le bordeamos por la margen izquierda. En Sirmione vemos cerca de la orilla un agrupamiento de somormujos de tal cantidad que no nos dio tiempo a contarlos, estimamos más de 50, nunca habíamos observado un bando tan numeroso de la especie.
Continuamos por Saló, Tignale y Riva de Guarda, sólo por citar algunas de las poblaciones ribereñas del gran lago. Si bien se ve siempre a lo lejos la orilla contraria, tiene casi 40 kms de largo. Ya se comienzan a ver las estribaciones de los Alpes, lo que nos anima mucho, al pensar en el fresco de la montaña, que esperamos ansiosos.

En el lago se ven muchas embarcaciones de recreo para turistas, como la del fondo.
Lago de Garda. Trentino-Alto-Adigio.

Los numerosos pueblos ribereños, están jalonados de muchos hoteles, lo que da idea de lo turístico del mayor lago de Italia. Trentino-Alto-Adigio.

Riva del Garda. Trentino-Alto-Adigio.

En Riva del Garda el lago finaliza, y nosotros nos metemos por la SP-234 y en Biacesa di Ledro, pocos kms después paramos en un aparcamiento muy tranquilo. El pequeño pueblo está en las estribaciones de los Alpes, y por fin, refresca al atardecer. Dormimos allí.

16/07.
Con el aparcamiento para nosotros solos, y sin oírse ni una mosca; además del fresco que hizo, supuso una de las mejores noches que llevamos.
Nada más levantarnos salimos en ascensión hacia Molina di Ledro.

Biacesa di Ledro. Trentino-Alto-Adigio.

Lago di Ledro. Trentino-Alto-Adigio.

Nada más pasar Molina di Ledro llegamos al Lago di Ledro, y en una explanada paramos a desayunar y hacer fotos. Nos acompañan unas cornejas cenicientas, y por primera vez en el viaje saco el objetivo grande y el trípode. Se dejan fotografiar a una distancia relativamente cercana.
 
Aún no son las 8, por lo que la luz es muy buena. Corneja cenicienta. Lago di Ledro. Trentino-Alto-Adigio.

Corneja cenicienta. Lago di Ledro. Trentino-Alto-Adigio.

Corneja cenicienta. Lago di Ledro. Trentino-Alto-Adigio.

En la otra parte del lago, al seguir viaje, se respiraba tal tranquilidad que apetecía quedarse. Lago di Ledro. Trentino-Alto-Adigio.

Continuamos hacia Storo , y allí nos metemos sin parar hacia el Passo Di Croce Domini, a 1892 m.  Por fin ya llega el fresco, eso sí, las rampas son muy duras en algunos puntos.  Desde el alto, una larga y sinuosa bajada nos conduce a Breno.

Cerca del alto del Passo Croce Domini.  Brescia, Lombardia.

Breno. Brescia, Lombardia.

Castillo de Breno. Brescia, Lombardia.

Ya en Breno, seguimos por la SS-42, hasta Malonno donde paramos a comer en  el hotel Albergo Eternità, se como muy bien y barato. Después seguimos a Ponte di Legno para encarar el Passo di Gavia, de 2652 m. de altura. Es de una dureza increíble, había varios ciclistas subiendo, y como exciclista me imagino lo que habrán sufrido en la ascensión.

Vista desde cerca de la cima del Gavia. Brescia, Lombardia.

Passo Gavia. Brescia, Lombardia.

Nada más coronar hay un aparcamiento a la derecha, y un lago de aguas prístinas. Paramos un rato a embebernos del paisaje y olvidarnos del calor de los días pasados, pues aquí el fresco que reina es una delicia.

Gavia. Brescia, Lombardia.

Laguna y picos desde Gavia. Brescia, Lombardia.

A orillas del lago había estas flores que no conocemos. Gavia. Brescia, Lombardia.

Bajando el Gavia hacia S. Caterina. Glaciar de Dosegù. Gavia. Brescia, Lombardia.

Bajamos la otra vertiente hacia S. Caterina. Vemos algunos bisbitas alpinos con cebo. Esta parte de la bajada es menos dura, también es natural, pues el pueblo de la base está a 1700 m, mientras que el de la vertiente "dura" está a 1200. No obstante, tiene dureza de sobra. Llegados a S. Caterina de Valfurva nos instalamos en una explanada al fondo del pueblo donde hay varias autocaravanas. Evidentemente al estar el pueblo a 1700 m de altura, ya refresca lo suficiente, y se está muy a gusto.

17/07.
A las 7 salimos rumbo a Bormio. Nada más pasar el pueblo comienza la ascensión al Stelvio. Desde que corría en bici Wili, siempre tuvo ganas de conocer este puerto (y el anterior Gavia, claro) por las gestas que se realizaban en ellos en el Giro. Claro que entonces la idea era subirlos en bici, pero a estas alturas hay que conformarse con subirlos en furgón, que el cuerpo ya no puede hacer estos esfuerzos.
Aunque es un puerto espectacular, no es tan duro (pero de sobra) como el Gavia. Tiene mejor asfalto, más ancho, impresionan las revueltas de la mitad.


Subida al Passo Stelvio.

Poco después de las revueltas, en unas praderas alpinas vemos marmotas. Paramos al borde, sacando el furgón lo que podemos de la carretera y vamos a por ellas. Los adultos son muy esquivos, y volvemos a desayunar (aún no son las 9, y no habíamos desayunado) a ver si entretanto se confían. Lo intentamos de nuevo, y con paciencia se dejan ver , pero los juveniles, las adultas una vez se guardan, no salen de nuevo.  Aun así, disfrutamos de lo lindo, son unos bichos muy graciosos.

Marmota, joven. Stelvio.

Marmota, joven. Stelvio.

 
Passo del Stelvio, 2760 m.

Llegados al alto bajamos por la otra vertiente como medio km, hasta un aparcamiento, sonde estamos cerca de una hora. Esta ascensión parece ser mucho más dura. Desde el aparcamiento vemos una marmota adulta cerca y se deja acercar. Hacemos fotos a las moles de roca y glaciar de enfrente a contraluz.

La vertiente opuesta a la que subimos. Stelvio.

 
Marmota adulta. Stelvio.

Pico Pirovano dcha, 3248. P.N.Stelvio.

Después volvemos de nuevo a la cima, para volver a bajar 3 kms, hasta el Passo dell  Umbrail a 2500 m, por donde entramos a Suiza.

Passo dell Umbrail, 2500 m. Por la dcha en medio km. a Suiza.

Se baja por un puerto muy duro, y con unos montes preciosos, parece mentira lo cambió el paisaje en tan pocos kms. Nos adentramos por el Val Müstair, a mitad de puerto hay un descanso donde paramos a comer.

Bajando el puerto del Umbrail. Suiza.

Zona media del puerto del Umbrail. Suiza.

 Bajado el puerto llegamos a Santa Maria Val Müstair. Aquí nos metemos hacia Müstair, todavía en Suiza. A la salida de este pueblo entramos de nuevo a Italia por la S-41, cruzamos Tubre, y en  Màlles nos incorporamos a la S-40, hacia Austria.

Müstair. Zuiza.

 
Tubre. Bolzano, Italia.

Màlles Venosta. Bolzano, Italia.

El cielo como se ve en las fotos amenaza con lo que más adelante se va a convertir en una realidad, la tormenta interminable...
Seguimos por Curon Venosta, para entrar en Austria, con el cielo cada vez más amenazante.

Entrando en Austria.

Nauders. Tirol, Austria.

A la salida del pueblo de Nauders ya se pone a llover. Tirol, Austria.

Pfunds. Tirol, Austria.

A partir de Pfunds, la lluvia es tan intensa, y oscurece de tal forma, que a pesar de ser las 5 de la tarde parece esté oscureciendo. Seguimos por Landeck. Luego por la 179 a Reutte, para poco después adentrarnos en Alemania por la A-7 a Ulm,  donde nos incorporamos a la A-8 rumbo a Stuttgart. Casi ya oscureciendo seguimos hacia Estrasburgo.

Con nuestro alemán íbamos listos con la señalización :-)).

En la autopista hay cada pocos kms áreas de descanso, (como aquí vamos, y no es de peaje), con todos los servicios, salimos en una a cenar. Más tarde por el cansancio, pensamos salir en otra a dormir, pero siempre las pasábamos de largo, y al final casi a las 11 llegamos a una a escasos kms de Estrasburgo que estaba llena de camiones y sólo quedaba un hueco que nos vino al pelo.

En la próxima entrada relataremos el resto del viaje, esperamos que os guste.

3 comentarios:

  1. Me encanta la fotografia, y me encanta viajar (aunque esto no lo llevo a la practica)..tienes unas fotos preciosas,esas callejuelas estrechas me encantan,y ese gorrion me hizo recordar a los mios...tengo 2 en casa...

    Gracias por ese recorrido a traves de tus fotografias..es bonito viajar aunque sea con la imaginacion a traves de las fotografia..

    ResponderEliminar